LATTE DE REMOLACHA

Sin Gluten | Sin Azúcar (opcional) | Paleo | Vegana | Vegetariana

La remolacha es anti-inflamatoria. Como les he contado antes, la inflamación es la raíz de la mayoría de enfermedades. Cuando el sistema inmune está sobrecargado y empieza a atacar los tejidos sanos del cuerpo, puede causar inflamación innecesaria en el cuerpo. Esta inflamación genera condiciones que no son óptimas para nuestra salud. La remolacha es un componente importante de una dieta anti-inflamatoria.

Si llevas una dieta cetogénica o baja en carbohidratos, la remolacha seguramente no estará siempre en tu lista de mercado, pero es importante que cuando decidas aumentar un poco la ingesta de carbohidratos lo hagas con verduras que aporten significativamente a tu nutrición — la remolacha es uno de esas.

BENEFICIOS

SALUD CARDIOVASCULAR

Varios estudios demuestran que el jugo de remolacha puede disminuir la presión arterial significativamente incluso apenas horas después de consumirla. Esto se debe a la presencia del nitrato en la remolacha, un componente que ayuda a bajar la presión. En el 2012 se comprobó que los hombres que consumían 500 gramos del jugo lograban bajar su presión arterial asistólica por 5 mm/Hg por un período de 6 horas. 

Cuando tenemos una cantidad y calidad inadecuada de triglicéridos en el cuerpo, corremos el riesgo de encontrarnos con enfermedades del corazón. La remolacha reduce el colesterol malo (LDL) y los triglicéridos e incrementa el colesterol bueno (HDL), protegiendo el corazón.

PREVIENE LA INFLAMACIÓN

La betaína es un amino ácido derivado de la colina (el nutriente, no la montaña). Su principal función es la creación de músculos y la pérdida de grasa. La betaína es responsable de mantener la membrana celular y proteger las proteínas de toxinas que causan inflamación.

La colina también es importante para el correcto funcionamiento de la movilidad intestinal (menos estreñimiento) y de los neurotransmisores que trabajan la memoria.

AFRODISÍACO

La remolacha ha sido catalogada como el Viagra de la Naturaleza desde la poca de los Romanos. El nitrato, como lo mencioné anteriormente, incrementa el flujo de la sangre en los genitales. Además, la remolacha es rica en boro, un mineral relacionado con la producción de hormonas sexuales. 

DESINTOXICACIÓN

Cuando se trata de limpiar la sangre y el hígado la remolacha es super importante. Uno de los pigmentos de la remolacha, la betalina, ayuda al cuerpo a eliminar toxinas que están pegadas a pequeños grupos de nutrientes, neutralizándolas y haciéndolas solubles para que el cuerpo se pueda deshacer de ellas. 

La betalina también es responsable del profundo color rojizo de la remolacha y ayuda al proceso de desintoxicación del cuerpo limpiando la sangre y el hígado. La betalina es un agente para eliminar células cancerígenas del hígado y las glándulas mamarias. Es por eso que cuando comemos remolacha la orina tiene un color rojizo. 

Además, ayuda a sacar del cuerpo la homocistina, un amino ácido asociado con enfermedades del corazón, los infartos, y el Alzheimer.  

INCREMENTA LA ENERGÍA

Los nitratos son convertidos en nitritos en el cuerpo y se encargan de expandir las paredes de las venas incrementando su capacidad de llevar oxigeno a todo el cuerpo. Esta dilatación de los vasos sanguíneos ha sido asociada a un mejor desempeño en los atletas. Un estudio del diario Nutrientes demostró que nadadores profesionales que consumían un poco de jugo de remolacha antes de ejercitarse lograban sostener la respiración por más tiempo y los ciclistas lograban una mayor distancia en la misma cantidad de tiempo. 

Este Latte de Remolacha es perfecto para ayudar a limpiar el hígado y para acompañar una tarde lluviosa sin color.

INGREDIENTES

  • 1 cucharada de polvo de remolacha (En Amazon puedes comprar este)
  • 1 taza de leche de almendras
  • 1/2 cucharadita de aceite de coco orgánico
  • 1/2 cucharadita de vainilla 
  • 1/2 cucharadita de endulzarte bajo en glicemia (opcional: stevia, xylitol, eritritol)

PREPARACIÓN

  1. Disolver el polvo de remolacha en 1/4 de taza de leche de almendra caliente. 
  2. Hervir el resto de la leche con el aceite de coco, la vainilla y endulzante. Cuando hierva, agregar la mezcla. 
  3. Batir con un batidor de mano o en la licuadora. 
  4. Servir caliente.

TIPS

  • Si no puedes conseguir la remolacha en polvo, puedes hacer un concentrado de jugo de remolacha licuándola y colandola. 
  • Las remolachas pequeñas y duras son mejores para hacer jugo. 
  • ¡Guarda las hojas de la remolacha! Están llenas de calcio, hierro, Vitamina A y Vitamina C.

Si tienes alguna pregunta no dudes en escribirme. Disfruta!

Con amor,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s