MANTRAAAA

En nuestro mundo inmediato y fugaz, donde cada día nuestro período de atención es cada vez menor y tenemos los más altos índices de desordenes de deficit de atención, tenemos mucho que aprender de la sabiduría antigua de la India. Introducir pequeñas cantidades de cánticos y recitaciones puede tener un efecto maravilloso en nuestro cerebro.

La palabra mantra comprende dos palabras en sánscrito: Manas que significa mente y Trai que significa librarse de algo. Así que, literalmente, mantra significa liberar de la mente. Para entender el poder de los mantras tenemos que entender el poder de la fe y la convicción. La fé es la parte más importante de cualquier remedio, ritual u oración. Es por esto que vemos tantos estudios donde el placebo es igual de efectivo al medicamento o tratamiento.

Cuando nos estresamos o tenemos un problema nuestro sistema parasimpático se activa y nos vemos en la situación de luchar o huir. En este momento tu subconsciente se siente inseguro y produce muchas hormonas (como el cortisol y la adrenalina) que tratan de controlar la situación. Es posible que tu reacción en un momento extremo sea rezar y esto tiene mucha lógica: el momento en que soltamos el problema rezando, repitiendo mantras, o teniendo rituales, cuando le pasamos el peso de esa situación a algo mayor que nosotros sea Dios, el universo, la energía o algo magno en lo que creas , el subconsciente se vuelve a sentir seguro y la mente racional vuelve a balancearse para encontrar una solución práctica. Cuando repetimos mantras le quitamos ese “estrés” a la mente subconsciente, liberamos la preocupación, y nuestra mente racional se puede concentrar en lo que estamos buscando.

LOS MANTRAS Y EL FUNCIONAMIENTO COGNITIVO

La neurociencia demuestra que trabajar la memoria rigurosamente beneficia enormemente al cerebro. El neurocientífico James Hartzell descubrió que memorizar mantras védicos incrementa el tamaño del cerebro en regiones asociadas con la función cognitiva, incluyendo la memoria a corto y largo plazo. Además, un estudio del Centro Nacional de Investigación del Cerebro en la India descubrió que los panditas (eruditos en literatura hindú, no ositos) tenían hasta más de 10% más de materia gris en ambos hemisferios del cerebro y su corteza cerebral era significativamente más gruesa.

EL PODER DEL SONIDO Y LA VIBRACIÓN

Los seres humanos contamos con 84 meridianos en el paladar de la boca que se estimulan al repetir un mantra y facilitan el fortalecimiento del sistema neurológico y del sistema immune a través de secreciones en la glándula pituitaria.

El fundador del Centro de Investigación Neuroacústica, Jeffrey Thompson, explica cómo diferentes frecuencias afectan varias densidades en nuestro cuerpo. Por ejemplo, de 500 a 400 hertz puedes sentir un masaje de vibraciones en tus músculos, tu coyunturas y tus huesos. En una mesa de terapia vibroacústica Thompson puede incluso hacer trabajo a nivel craneal y de órganos con el sonido.

Además de los beneficios físicos, nuestra energía también reacciona a la vibración del sonido. Al ser vibraciones de sonidos sagrados, los mantras trabajan y pueden traer cambios en todos los niveles – físico, mental, emocional, etéreo. Cada sonido o mantra tiene un efecto diferente y nuestros centros magnéticos y energéticos en el cuerpo (chakras, nadies o auras) también responden a la vibración de los mantras.

Si te equipas con fe y total devoción al practicar diariamente el canto de un mantra, este será capaz de calmar la conversación de tu mente y conectarte con tu propia paz y tu dicha eterna: callada y sin forma.

Piensa en los mantras como el instrumento que te va a ayudar a afinar tu nivel de consciencia para que estés más presente en tu día a día así sea que estés practicando yoga, corriendo, cocinando, o en medio del tráfico. No te sientas intimidado por el sánscrito. Los mantras se pueden practicar en cualquier idioma, pero puedes empezar con estos 5 mantras que no requieren mayor léxico y pronunciación sánscrita para que sea poderosos.

5 MANTRAS PARA LLAMAR LA CONSCIENCIA EN TU VIDA

OM (Pronunciación: AUMM)

De todos los tipos de mantras el primero y más alto es el Om. Se dice que fue el primer sonido en la creación del universo. Om es la semilla de todos los mantras y todos se derivan de él. Es el mantra que afecta todos tus centros energéticos desde tu area pélvica hasta la coronilla.

SAT NAM (Pronunciación: SAAAAAAAAT NAM)

Significado: mi nombre es la verdad. Aunque usado más que todo en la práctica del yoga Kundalini, Sat Nam es una forma de encontrar nuestra intuición. Tiene efectos desde la zona pélvica hasta la coronilla siempre y cuando el Sat sea al menos 8 veces más largo que el Nam. Si se practica diariamente por al menos 3 minutos tienes efectos estimulantes en la energía sexual.

OM ŚĀNTIḤ ŚĀNTIḤ ŚĀNTIḤ (Pronunciación: A-U-M Shanti Shanti Shanti)

Shanti significa paz. Este mantra busca el bienestar tuyo y de todos a través de la paz, la integridad, y la felicidad. Practícalo con un sentimiento de gratitud para activar su máximo poder. 

ONG NAMO GURU DAV NAMO ( Pronunciacion: Oong namo | Gurudav namo || )

Llamado Adi Mantra, también se practica con frecuencia al iniciar una clase de Kundalini pues abre el canal de comunicación entre el estudiante y el maestro. Este mantra te ayudará a abrir tu corazón y tu mente para nuevos comienzos y te dará fuerza para probar cosas nuevas.

OM NAMAH SHIVAYA  (Pronunciación: A-U-M NAMAA SHIVAYAA)

Uno de los mantras más tradicionales pero absolutamente necesario pues evoca los 5 elementos de nuestra existencia: tierra, agua, fuego, aire y espacio. Es purificador y curador y es particularmente poderoso a la hora de asentarnos y recordarnos nuestra impertinencia y mortalidad en la tierra. Nos eleva y acerca a lo divino recordándonos la gratitud y la tranquilidad que debemos sentir incluso frente a los más oscuros obstáculos.

Los mantras nos ayudan a crear armonía entre la mente consciente y subconsciente, cultivando consciencia, intención y una conexión elevada con nuestro espíritu. Practicar cánticos y recitar mantras nos ayuda a fortalecer el puente entre el cuerpo y la mente. Los mantras son el lenguaje que conecta la energía de nuestro ser físico con la energía intangible y etérea del sonido capaz de afectar el cuerpo, la mente, y el alma.

Namasté,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s